Asaja Jaén hace un balance del año agrícola marcado por los bajos precios del aceite y la perdida de rentabilidad del cultivo olivarero PDF Imprimir E-mail
Economia
REDACCIÓN   
Miércoles, 15 de Diciembre de 2010 19:41
Según esta organización agraria, en el repaso a los últimos doce mese en para el campo jienense, se detecta que ya es una realidad que un 80 por ciento del olivar jienense ha dejado de ser rentable en numerosas fincas, al tiempo que critica el ‘no’ del Gobierno y la Junta a exigir el almacenamiento privado el pasado verano.
En rueda de prensa, los responsables de Asaja Jaén, Luis Carlos Valero, Paco Molina y Cristóbal Gallego, han ofrecido el balance de lo que ha sido 2010 para el campo de la provincia. Un balance que “bien podría ser una copia casi exacta del realizado doce meses atrás, agravado más, mucho más, si se tiene en cuenta que, en situaciones de crisis, la durabilidad es un factor más que contrario. Precios bajos, falta de ayudas, oídos sordos de las administraciones, la amenaza de Europa… Un discurso que, de tanto repetirse, parece haberse olvidado por muchos, no por los centenares de agricultores y ganaderos que día a día sufren sus consecuencias”, han señalado.

Aceite

Respecto al principal producto de la provincia, el aceite de oliva, desde Asaja se asegura que la cosecha vuelve a liquidarse a precios que en nada cubren los gastos de recogida y mantenimiento anual del olivar. Si la cadena de valor del aceite de oliva establece un margen de 2,20 a 2,40 euros por litro para obtener algún beneficio y la media de liquidación este año ha oscilado alrededor de los 1,80 euros, “las cuentas no salen en centenares de hogares jienenses, agónicos tras comprobar cómo, un año más, las explotaciones que siempre les han dado de comer no les dejan ni un euro ‘en limpio’ o, en los peores casos, les ‘cuestan el dinero’.

Del mercado de aceite, Asaja asegura que “podemos hablar de un 2010 marcado por las luces y las sombras.  Sombras por el inaceptable nivel de precios al que ya nos referíamos anteriormente, que ya hace inviables al 80% de las explotaciones profesionales”.

Frente a esta situación, Asaja asegura que la tendencia en la UE es buscar una serie de leyes que afecten al terreno comunitario con las que se interrumpan estas prácticas de venta a pérdidas y que establezcan un mínimo margen de beneficios para el productor.

En plena crisis de precios y ante la petición casi unánime de organizaciones agrarias, cooperativas o almazaras industriales del almacenamiento privado, la organización señala que “cabe hacer mención especial como uno de los puntos más oscuros del 2010 al ‘no’ rotundo del Gobierno español de este sistema desesperado para retener los precios, a pesar de que hasta la propia Consejería de Agricultura de la Junta de Andalucía así lo solicitó”.

Pac

Cuenta atrás para la reforma de la PAC

A partir de 2014, la reforma en el sistema de ayudas europeas variará en todo el panorama agroganadero de la UE. En relación al principal montante de ayudas que recibe Jaén, la ayuda al olivar o Pago Único, ASAJA trabaja desde hace meses para que en las negociaciones con Europa se mantengan las ayudas que recibe el olivar tal y como están actualmente, no sólo en la forma sino también en el montante económico. No en vano, es gracias a estas ayudas por lo que los agricultores están soportando la caída de precios de venta del aceite. Sin ellas, hace tiempo que el cultivo sería inviable. Además, se ha solicitado específicamente que las futuras ayudas europeas atiendan a la competitividad del cultivo del olivar basando parte de sus montantes en subvenciones para promover la reestructuración, reconversión o modernización del cultivo o el mantenimiento de las ayudas directas en el caso de que una reestructuración no sea posible (caso de sierras, pendientes elevadas) y donde el olivar cumple una imprescindible función ambiental y de mantenimiento y fijación del territorio.

Última actualización el Miércoles, 15 de Diciembre de 2010 20:23
 











MULTIMEDIA noticiasdejaen.es